viernes, 9 de noviembre de 2018

Novela histórica y romántica , misterio y cultura, en dos libros que impresionan





 Se presenta como DCA Savia, escribió dos libros que llaman la atención, por su contenido y por la cantidad de páginas.
Ella nos contó en el marco de la Feria del libro e ilustradores de este año, en Olivos, sobre su obra:

¿Cuánto hace que escribís?

Hace tres años empecé.

¿Qué te llevó a escribir un libro sobre un naufragio?

La verdad que siempre leí ciencia ficción. O alguna que otra novela que llegaba a mis manos prestada como El código Da Vinci. Otras de suspenso que me regalaban. Pero leía ficción esporádicamente porque me sentía culpable de que tenía que estar estudiando para recibirme en vez de leer otras cosas. Cuando me recibí empecé a leer todo lo que tenía pendiente. Lo primero para mí fue la saga de Harry Potter que me conmovió tanto que me hizo ver que un libro te podía emocionar hasta las lágrimas incluso más que una película. Yo no soy de lágrima fácil.

Después alguien me llevó al cine a ver 50 sombras de Grey que ni sabía que existía ni el libro. Como queda completamente inconclusa, me fui a buscar el libro para leerlo. Me devoré toda la saga en unas vacaciones. La gente que conocía creía que era adicta a la tecnología, pero en realidad estaba leyendo en Kindle.

Como amo el cine y series, veo todo tipo de género, me enganché con Outlander y al llegar a un capítulo clave en la primera temporada, me quería morir porque tenía que esperar si quería saber cómo seguía. Investigando, me enteré que era una saga famosa.

Me conseguí los libros y me devoré ocho libros. Inclusive el último debí leerlo en inglés.
Me aprendí la cultura de los escoceses, los ingleses, los centroamericanos y hasta los americanos y nativos.
Me dio bronca no haber aprendido tantas cosas interesantes sobre mi tierra.


Allí en Outlander había un naufragio y después creo que vi una película también sobre un naufragio y dije ¿Por qué no tenemos películas sobre naufragios con todos los que hay acá en Argentina?
“¡Tengo que escribirlo yo!”, me dije. Siempre había querido escribir pero no tenía la idea. En ese momento estaba con tiempo de sobra entre trabajos y era la oportunidad justa. Se dio todo.
El primer naufragio que se me vino a la cabeza fue el de La Margarita que es el que hoy en día se pueden ver los restos, cuando el mar te lo permite, en pleno centro de Mar de Ajó.
Me puse a investigar cuándo y cómo había ocurrido, porque quería escribir algo que no fuera en la época de la independencia ni de Rosas que es la más conocida y estudiada en el colegio. 



El naufragio había ocurrido en 1880, justamente la famosa generación del 80, de la que sabemos que existe y poco más al salir del colegio.
Encontré información (que un par de años después supe que era una investigación de la licenciada Adriana Pisani) y que no concordaba con nada de lo que había creído toda la vida que había ocurrido y que era una leyenda sobre el naufragio. Así fue que tenía aún más propósito escribirlo para acercarles a todos los interesados, a través de una ficción, los verdaderos datos documentados de los hechos.

La información encontrada la quise corroborar en todos los idiomas que encontrara. Hallé un documento del capitán que se vendía por Amazon en E.E.U.U., y nada más ni en inglés ni en italiano, ni en portugués. Finalmente busqué el nombre del capitán solo y ahí salió una nota periodística en alemán a un museo de Brake, Alemania, que contaba los datos que había encontrado en páginas de naufragios argentinos. Busqué el museo y encontré que exponían la maqueta del naufragio con nuestra playa y cómo se ubican los restos en esta. Dos años más tarde al publicar en físico e ir a presentarlo en el museo de Mar de Ajó, me enteré que la Lic. Pisani era quien había aportado toda la información al museo alemán de Brake. Ella tiene cartas intercambiadas con los descendientes del capitán. Una investigación muy interesante realizó.

Así que quise darles vida a los acontecimientos vividos en el trayecto y a los posteriores y también a todos los hechos poco conocidos que nos cambiaron como sociedad hasta esa época. La llegada del fútbol, el cambio del chiripá por la bombacha bataraza, el tango, la culminación de las guerras contra los pueblos originarios, el avance contra la esclavitud en nuestra tierra, en Brasil y en el mundo, anécdotas poco conocidas por todos sobre distintos lugares de Argentina, la abundancia de la fauna que hoy es casi inexistente en los lugares poblados de la costa, el tigre, Santa Fe.

Quería contar la mayor cantidad de naufragios de la época y del lugar posibles. Pero solamente había otro once años más tarde y también muy interesante. Así que decidí extenderla hasta esa fecha culminando con los datos del último naufragio y aprovechando para contar sobre las costumbres y anécdotas de la época, para que los extranjeros que leyeran el libro, conocieran a grandes rasgos los puntos más interesantes o sobresalientes de nuestra cultura y cómo se originó en un sólo libro y a través de una ficción que los atrapara.

¿Siempre te gustaron esas historias?

Siempre me gustaron las historias de todo tipo. Leía los cuentos de Isaac Asimov y a Mafalda.

¿Pudiste presentar tu libro en el lugar donde aconteció el naufragio?

Lo presenté a principio de año en el museo de Mar de Ajó dónde Diego Gambetta y asistentes, también un café literario llamado Casa Vieja me ayudaron muchísimo en la difusión por radio y TV zonal.

¿En alguna parte de la novela, te sentiste identificada con el personaje de Margaretha?

Martina es la protagonista de “La más romántica de las historias” y es muy porfiada y hasta caprichosa. A veces exasperante. Mi hermano me dijo que le hacía acordar a mí así que es posible que haya volcado de mí en ella. ¡Espero que ella sea una versión exagerada de mí! Lo cierto es que mi hermano cree que todavía tengo cinco años y de esa época le debe recordar a mí.

¿Dónde lo publicaste en primera instancia?

Primeramente lo publiqué en Amazon y como muchos me pedían que fuera en papel, casi dos años más tarde conseguí imprimirlo y acercarlo a la zona del naufragio.
Me di cuenta en aquel proceso que me llegaba más las historias románticas de cualquier estilo pero que incluyera romance y por eso me inclino más por el romance. Pero con el propósito de dar a conocer la historia del naufragio, pretendo escribir una historia paralela de aventura para todo público. Masculino y adolescentes.

Ahí aparece tu segundo libro


El segundo libro lo escribí porque quería leer una historia de amor imposible con un amigo gay. No la encontré así que decidí escribirla. Se convirtió en una trilogía al tener que aclarar todas las “Confusiones” que llevaban a la protagonista a pensar cómo pensaba y luego a darle un cierre que uniera las voces de ambos.
Debí situarla 17 años hacia adelante por las circunstancias que ocurrían y que no son posibles en esta época. Me di el gusto de matizarla con algunas pinceladas futuristas de Argentina y Europa desde 2033 hasta 2045, utilizando los avances tecnológicos de hoy en día y volando la imaginación en algunos otros.
Termina siendo un romance contemporáneo pero distópico. Ellos no dejan de ser muy normales, como chicos de hoy en día, sólo que manejan una tecnología apenas más avanzada que la de hoy en día.
Me di el gusto de escribir un poco de Ciencia Ficción jaja
Éste año escribí el inicio de una saga que surge de un cuento que recibió una mención especial en un concurso de Ciencia Ficción en Wattpad. La saga en la lista corta de los Wattys, pero no pienso publicarla hasta no pulirla bien.
Actualmente estoy escribiendo Confusiones #4 que es una historia paralela de uno de los personajes.

¿Te inclinás solo a la novela histórica y romántica?

Como te comenté tengo pensado escribir otra histórica más corta y de aventuras para todo público, una romántica histórica que trata de una pareja que va a vivir a una mansión hermosa de un pueblo de Buenos Aires de la época dorada de Argentina, dónde a la protagonista le ocurren muchos hechos misteriosos que despierta intrigas en su pareja.
Está basada en un lugar real para seguir contando sobre lugares nuestros.

¿En qué idiomas están traduciendo tu libro?

Están traduciendo al inglés y al italiano “La más romántica de las historias”.

¿Dónde se puede ver tu trabajo?

Tengo un canal de YouTube donde intento hablar sobre cosas que me pasan y sobre modismos argentinos además de los Booktrailers y canciones que representan películas o mis propios libros




¿Qué otra actividad realizás además de escribir?

Soy contadora.

Para conectarse con la autora, @dcAsLeer en todas las redes sociales

©Silvia Vázquez 
 .......................................


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tu comentario

Finalista de Revista Guka

  Muchas gracias a Revista Guka, que me ha seleccionado como finalista del concurso Guka 2021: https://revistaguka.wordpress.com/2021/11/29/...