viernes, 11 de diciembre de 2020

¿Una casa que es barco o un barco que es casa?

  

La Casa Barco Irupé es propiedad del fallecido poeta nicoleño Oscar Felipe Cafiero, Poeta, (1931-2003) y su esposa María Celia Vera.

Fue construida en el año 1964 y el mismo Cafiero trabajó en la obra. Nacido y criado en la isla, Cafiero trabajó en distintos puertos del país y fue un marinero apasionado del río Paraná. Su casa barco tal como hoy se la conoce fue el resultado de casi 15 años de diseño minucioso y detallista. La edificación cuenta con proa, popa, cadenas, anclas, cabos, vitas de amarre, escalera de gato y ojos de buey.

La imagen de Irupé, anclada a 100 metros del río Paraná y a pocas cuadras del Santuario de la Virgen del Rosario, ha recorrido el país y el mundo a través de distintos programas televisivos. Cada mes recibe la visita de los turistas que llegan al templo y se acercan para llevarse una imagen como recuerdo y conocer la obra del poeta.

Los días en los que el barco estuvo en el agua

Más allá de que sea un barco hecho de material y anclado en la tierra, no pudo evitar sentirse sobre las aguas del Paraná en tres oportunidades. Una en la década del ’80 y dos en la década del ’90, cuando la ciudad sufrió las más grandes inundaciones.

Parece algo ficticio e irreal, pero en ese entonces, “Irupé”, quedó inmersa en el agua. Ahí sí fue mucho más que una casa barco, fue un barco en sí mismo. El paisaje mostraba a la casa barco en medio del agua rodeada de “casas normales”, también inundadas.

Oscar Felipe Cafiero

Nació en San Nicolás de los Arroyos, el 17 de mayo de 1931.

Proyectó y levantó una casa diferente en la ciudad de San Nicolás. Una casa con proa y popa. Una casa con ojos de buey en lugar de ventanas. Con escaleras de gato y vitas de amarre, con sogas, cadenas y anclas. Una “Casa-Barco” que, con su esposa María Celia Vera (con quien tuvo cuatro hijos), llamaron “IRUPÉ”.

Foto:noticiasd.com


En 1968, en un certamen literario a nivel nacional, realizado en Capital Federal por la Peña Cultural-Artística “Lazo Marinero” presidida por Benito Quinquela Martín, la Sub-Comisión de Literatura integrada por la poetisa Julia Priluzky Farny, el poeta Dr. Rodolfo Ielpi y el escritor Joaquín Gómez Bas que fueron jurados del concurso de poesías, asignaron por unanimidad, una “Mención Especial” por la poesía de Oscar Cafiero titulada “Al Paraná”, entregándole Medalla y Diploma de honor.

Participó en la publicación de la “Primera Antología de la Poesía Nicoleña” (Fondo Editorial de San Nicolás, 1986); en “Sonetos Convocados” (Dei Genitrix, 1997); en “Génesis y Perduración” (Dei Genitrix, 1998); en “Hacia el tercer milenio” (Fondo Editorial de San Nicolás, 1999). Además, figura en el volumen “Nuestro acervo rural en la poesía sannicoleña” (Yaguarón Ediciones, 2006).

Entre las distinciones obtenidas figuran: “Socio Honorario” de la Filial San Nicolás de la Sociedad Argentina de Escritores (1992); “Socio Fundador” de la SADE San Nicolás (1996); Tres Premios Rosa Fernández Simonín (1996, 1998 y 1999).

En 2004 el Fondo Editorial de San Nicolás decidió en carácter de “HOMENAJE A OSCAR FELIPE CAFIERO” publicar su libro -hasta entonces inédito- “UN MUNDO INIMITABLE”.


En 2008 se impuso el nombre de Oscar Felipe Cafiero a la calle ubicada entre Av. Alberdi y Bustamante (paralela a éstas) desde su nacimiento hasta su intersección con calle Sarmiento.

Rescatamos su voz en este poema que escribió a su casa:

 IRUPÉ

Le di forma a tu casco, colosal y profundo

Hice tu arboladura y el mástil levanté

Tu brújula dormida no marcará mi rumbo

Encallado a tu suerte mi gran barco Irupé.

 

Foto: noticiasd.com
No existe un derrotero que señale tu signo,

Ni faz de incertidumbre que corra por las venas,

inmune a los naufragios sin diario ni destino

ni ruido de engranaje tirando las cadenas.

 

Inmóvil para siempre, jamás podrás zafarte,

Sólo habrá singladura de ilusorios navíos,

Cuando te vea en mis noches campeando tempestades

Entre el viento y las olas de imaginarios ríos

 

No se verán pizarras con orden de partida

Pero con entusiasmo meditaré en tu puente

Mis pequeños me hablaron de empavesarte un día

Y te canté lo hermoso que apareció en mi mente.

 

 (fuentes: descubrisannicolás.com.ar y diarioelinformante.com.ar)

©Silvia Vázquez

...................................




No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tu comentario

Escritor invitado: Alberto Kloster

 Algunos comentarios y datos sobre Tarzán, el rey de los monos, junto a pintorescas curiosidades de su publicación en la República Argentina...